Dos toneladas de pólvora incautadas y sólo dos personas quemadas por estos artefactos explosivos, es hasta ahora el balance que presentan las autoridades en lo relacionado con los 23 municipios del Oriente Antioqueño, lo que lleva a pensar que tanto las campañas como los controles han arrojado resultados.

Los dos casos de personas quemadas con pólvora se han registrado en los municipios de El Carmen de Viboral y El Peñol. Y a pesar de lo complejo que resulta esta situación, ambos municipios también presentan reducción en la cifra de quemados en comparación con 2015 y años anteriores. Destacándose además casos como el de Rionegro, que a pesar de ser considerado “la capital del Oriente” no ha tenido ninguna persona quemada este año.

Por su parte, los controles de las autoridades han permitido decomisar en zonas rurales de los municipios de Rionegro y Marinilla dos toneladas de pólvora que no sólo estaban almacenadas de forma irregular, sino que iban a ser comercializadas ilegalmente, ya que estos elementos están prohibidos en la región del Oriente y buena parte del departamento.

Cifras de la Gobernación de Antioquia y del DAPARD señalan que en lo corrido de diciembre de 2016 la reducción de quemados con pólvora en Antioquia es del 61.5%, toda vez que el año pasado a esta fecha iban 65 casos, y este mes se han presentado 25 casos.

Además de El Peñol y El Carmen de Viboral, los otros municipios que han tenido accidentes con estos artefactos son Medellín, Barbosa, Caldas, Bello, Turbo, Apartadó, Andes, Santa Bárbara, Gómez Plata, Nechí y Vegachí.

Por: Óscar Morales Orozco

Foto y vídeo: Cortesía