La creciente del río San Pedro, a raíz de las lluvias que han azotado a este municipio, generaron una avalancha que provocó daños en las veredas San Pedro Arriba, El Limón y Las Mangas. 

Cinco puentes y cuatro ramadas destruidas, así como 4 casas en riesgo y 30 familias sin el servicio de agua es el balance que deja hasta ahora la fuerza de la corriente, aunque por ahora no se reportan personas lesionadas.

Carlos Arturo Marín, alcalde de Nariño, dijo en diálogo con Inforiente que “ya enviamos personal a la zona para verificar los daños y solicitar las respectivas ayudas al Dapard. Lo que sí es confirmado es que gracias a Dios no hay personas ni heridas ni desaparecidas”.

A la zona llegaron ayudas provenientes del Dapard, la Cuarta Briagada del Ejército y la empresa privada, con lo cual se empezó la reconstrucción de las zonas afectadas.

 Por: Óscar Morales Orozco

Fotos: Cortesía