Derechos Humanos

ONU condena ataques contra líd

  El Sistema de las Naciones Unidas en Colombia expresa su profunda preocupación por los homicidios, ataques y el reciente incremento ...

Leer Más

Se inicia el tema “fin del con

  Se inicia el tema “fin del conflicto”: positiva participación de militares activos El inicio del trabajo de la Subcomisión sobre el punto ...

Leer Más

Agendas de Paz con mirada no p

  Líderes comunitarios, mujeres y hombres, de las 4 subregiones: Páramo, Bosques, Embalses, Altiplano, vienen adelantando un proceso de estudio de ...

Leer Más

En Línea

Tenemos 263 invitados conectado(s)

Bloguer

News image

¿Seremos capaces?

  En estos momentos está muy de moda una linda y extraordinaria ...

Domingo, 28 Septiembre 2014

Leer Más
News image

Agendas de Paz con mirada no p

  Líderes comunitarios, mujeres y hombres, de las 4 subregione...

Domingo, 28 Septiembre 2014

Leer Más
News image

Los políticos, a recuperar cre

  Una de las clases más desprestigiadas en la sociedad mundial y...

Domingo, 21 Septiembre 2014

Leer Más
News image

Derecho de los pueblos a la Pa

  El 21 de Septiembre ha sido establecido por las Naciones Unida...

Domingo, 21 Septiembre 2014

Leer Más
News image

Yo Soy Capaz

  Entre el 10 de septiembre y el 10 de octubre, 120 empresas ent...

Domingo, 14 Septiembre 2014

Leer Más

conciudadania

 
Colprensa, Bogotá
No obstante los esfuerzos de Colombia por reconocer y hacer respetar los derechos fundamentales de los niños y niñas del país, la situación de la infancia sigue siendo crítica.

Así lo denunció la Sociedad Colombiana de Pediatría, en su Congreso Nacional que sesionó esta semana en Cartagena. Según los expertos, en el país son violentados los 10 derechos fundamentales de los menores.

Para sustentar dicha apreciación el presidente de la Sociedad Colombiana de Pediatría, Hernando A. Villamizar Gómez, utilizó cifras suministradas por entidades como Unicef, Dane e Icbf, que dan cuenta de la difícil situación de la población infantil entre 0 y 5 años de edad.

Mortalidad
Muestra de ello es la tasa de mortalidad de este conjunto de habitantes, que según la Unicef - cifra citada por el especialista -, asciende a 21 por cada mil nacidos vivos.

Villamizar, sostuvo que en el país mueren 20 mil niños al año por diferentes causas, es decir, 1.666 al mes, 55 por día y dos por hora. Sin embargo, estas cifras serían menores si se tiene en cuenta el cálculo del Ministerio de Protección Social hecho en el 2006 - también expuesto por el Pediatra -, en donde se establece que la mortalidad infantil (0-5 años) es de 16 por cada mil.

Villamizar se refirió a unas cifras sin ajustar presentadas por esta cartera en 2006, en donde el Ministerio también indicó que Chocó es la región con el registro más alto, allí mueren, en promedio, 36 de cada mil nacidos vivos; lo sigue La Guajira con 33 y Caquetá con 32.

Otros males
Todo esto - expuso el médico - para sustentar que en Colombia todavía se mueren niños por enfermedades que deben estar controladas, violando de tajo uno de los diez derechos fundamentales de la niñez: "la atención de salud preferente".

Pero, aún más grave - agregó el galeno -, es que los otros nueve también se incumplen en muchos casos.

De acuerdo con lo expuesto por Villamizar, aún son muchos los niños en Colombia a los que no se les respetan sus derechos a la educación, la familia, a no trabajar, a ser escuchados, a tener un nombre, una alimentación cada día, a la asociación y derecho a integrarse y a formar parte activa de la sociedad. Presentamos algunas de las falencias de los derechos del niño.

Los derechos fundamentales más vulnerados
Salud y a la alimentación

Más de la mitad de las muertes en niños y niñas en el país están relacionadas con malnutrición.

Según Hernando Villamizar, la nutrición de los niños y niñas de 0 a 5 años implica actitudes y conocimientos adecuados de la familia y cuidadores/as, pertinencia, acceso y calidad de los servicios de salud y nutrición con visión de integralidad.

No obstante, el retraso en el crecimiento también es preocupante. En los menores de 5 años esta situación los afecta en un 12 por ciento; entre los 5 a 9 años es del 12,6 por ciento y en adolescentes de 10 a 17 años es del 16,2 por ciento.  De la mano de esta situación está la anemia. Afecta al 33 por ciento de los niños de 1 a 4 años y al 37.6 por ciento de los menores entre los 5 y 12 años.

Por ley, todos los niños y niñas deben tener completo el esquema de vacunación, sin embargo, sólo a un 58 por ciento de los niños y niñas les aplicaron todas las vacunas durante los primeros doce meses de edad. Las familias de estratos 4, 5 y 6 encabezan esta lista.

 

A un nombre, a una familia y a no ser maltratado
El niño tiene derecho desde su nacimiento a un nombre y a una nacionalidad. Gozará de una protección especial y dispondrá de oportunidades y servicios, para que pueda desarrollarse física, mental, moral, espiritual y socialmente en forma saludable y normal, así como en condiciones de libertad y dignidad. 

Sin embargo, hay 30.000 niños y niñas en la calle, y por ende desprotegidos. Hay 40.000 niños y niñas en abandono y de 4.000 a 8.000 huérfanos por año.

Los más de 150,000 bebés que no se registran en Colombia cada año en su primer año de vida están en riesgo de ser excluidos del acceso a servicios esenciales. La explotación sexual en menores es aterradora, entre 30 mil y 60 mil niños se ven afectados por esta circunstancia. La cifra de mutilados por minas antipersona oscila entre 70.000 y 100.000 casos, los secuestrados son más de 300. A este se suma el desplazamiento forzado, que en gran parte lo sufren los niños. Datos de 2005, contabilizan en 493 los niños y niñas que por día son desalojados de sus hogares.

 

Educación
El niño tiene derecho a recibir educación, que será gratuita y obligatoria por lo menos en las etapas elementales. Se le dará una educación que favorezca su cultura general y le permita, en condiciones de igualdad de oportunidades, desarrollar sus aptitudes y su juicio individual, su sentido de responsabilidad moral y social, y llegar a ser un miembro útil de la sociedad.

Este derecho se ve violado, en gran parte porque los niños ingresan al ámbito laboral a temprana edad, lo que ocasiona una inasistencia escolar. 

Además, la falta de recursos de muchas familias impiden que sus hijos asistan a las escuelas. No sólo los costos de las matrículas son gastos, también lo son el transporte, la alimentación y los útiles, entre otros.

Según cifras presentadas por la Sociedad Colombiana de Pediatría, tomadas de del Módulo sobre trabajo infantil 2003, Dane - Icbf, se encuentran trabajando 1.220.340 niños, es decir el 10.4 por ciento de los niños que realizan actividades diferentes a estudiar.

 

A asociarse y a hacer parte de la sociedad
La inequidad social es una de las principales razones que conllevan a la violación de este derecho. Esto se evidencia en que 1.500.000 a 2.500.000 niños son discapacitados por pobre acceso a servicios y problemas de integración.

Entre el 45 y el 52 por ciento de la población colombiana censada en el año 2005, 41.468.384, está en niveles de pobreza. De esa cifra, el 68 por ciento están entre los seis y los 18 años de edad, y el 15 por ciento es menor de 5 años.

Pero, las cifras de miseria aún se mantienen, y representan el 12 y 20 por ciento de los habitantes. De ellos, el 17 por ciento hace parte de lo que se conoce como primera infancia (0-5). 

Las condiciones ambientales de los hogares repercuten directamente en el bienestar de los niños y niñas, en ese sentido, el 16 por ciento de la población no tiene servicios de recolección de basura; el 23.1 de los hogares está sin alcantarillado; el 13.5 no tiene acueducto y el 30 por ciento está sin agua domiciliaria de buena calidad.

Tomado de: elcolombiano.com.co 

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar

Paute Aquí

  • Especial
  • Video
  • CNC
News image

 

Antioquia se reescribe por los caminos del retorno

“Sentimos que estamos dejando de ser víctimas,

 estamos recuperando lo físico y lo social.

 Nosotros ahora queremos pasar ese capítulo de desplazados 

a ciudadanos; campesinos, dueños de nuestras parcela”

 Amado López, vereda La Argentina, 

municipio de Nariño. 

Por los caminos del oriente antioqueño han transitado los silencios de noches y días que por miedo dejaron de ser contados, los sonidos dolorosos de una guerra que se repitieron en los suspiros y llantos de las mujeres. Caminos que llevan entre montañas a lugares donde, durante años, se vivieron historias amargas de un país que no quiso escuchar.

     
 

 

Ultimos Comentarios